moda salud belleza consejos ropa mujer amor musica maquillaje

Mujeres y estilos

Moda y belleza

La empleada doméstica, una elección a conciencia

A mayor información, menor posibilidad de error. Por esto, la búsqueda de la mejor empleada doméstica para nuestra casa será lo más exhaustiva posible, ya que se trata de la persona que se integrará al hogar, estará en contacto con los niños y compartirá gran parte de la intimidad.

¿Qué cualidades o habilidades son las que más se requieren?

Las cualidades más buscadas son puntualidad, asistencia, voluntad de trabajo, el trato respetuoso, responsabilidad con los niños, discreción y por supuesto confiabilidad. En algunos casos se hace necesaria una desarrollada capacidad de resolución, ya que hay empleadores que les organizan el trabajo dándoles instructivos claros, detallados y precisos, pero también vemos a aquellos que necesitan de parte de la empleada mucha autonomía para decidir el desempeño y la organización del trabajo.

La empleada doméstica, una elección a conciencia

¿Con qué criterios es aconsejable seleccionar a nuestra futura empleada?

Esta selección comienza priorizando las necesidades de quien necesita esa empleada y es fundamental tener en cuenta algunos detalles importantes.

Uno es la distancia a recorrer hasta el domicilio del empleador, debido a los frecuentes cortes, retrasos y otros inconvenientes que hay en los viajes todos los días.

Otro tema clave es la edad, ya que si se trata de una familia con niños, generalmente solicitan una persona mayor de 30 y no más de 50 años (se considera que son más aptas para el cuidado de los pequeños), pero si hablamos de una casa con jardín, escalera, mascotas, etc., suelen pedir gente joven entre los 20 y 40 años ( se suponen más vitales) y en el caso que deban cuidar a una persona mayor o enfermos pedirán empleadas entre 40 y 55 años (buscando más experiencia).

Una vez encontrada la potencial empleada se coordina una entrevista donde se fijarán claras reglas de trabajo y convivencia (salario, horarios, francos, viáticos, etc.), así como aquellos detalles de trabajo que resulten prioridades del empleado, como la organización de sus tareas, por ejemplo. La entrevista es esencial para considerar la aptitud (saber si es idónea) y la actitud (determinar si tiene voluntad para encarar el trabajo). También se observa el aspecto físico (aseo, prolijidad) y el carácter (accesible, buen humor, etc.). Hoy en día se toma muy en cuenta la reserva acerca de la vida personal de sus empleadores, para evitar situaciones de inseguridad.

¿Cómo eligen empleadas las agencias líderes de empleo doméstico?

Hacen un reclutamiento, y a las postulantes se les solicita una declaración firmada de sus datos personales (identidad, hábitos de vida, enfermedades etc.), se verifican sus referencias laborales y deben presentar un certificado de antecedentes penales. Se les realiza un psicotécnico- laboral y se les toman fotos. Si el cliente lo solicita, se hace un informe socio-ambiental de su entorno, vínculos sociales y cuadro laboral de su entorno familiar cercano.
http://www.personalyservicios.com.ar/