moda salud belleza consejos ropa mujer amor musica maquillaje

Mujeres y estilos

Moda y belleza

La importancia de las horas de sueño en los niños

Una buena rutina es vital para que logren conciliarlo
El sueño es fundamental para la salud y el desarrollo del niño, ayudándolo a estar alerta, activo y a comportarse de buena manera durante sus actividades diarias. Aquellos que duermen lo suficiente tienen la capacidad de funcionar mejor y son los menos afectados por los problemas de comportamiento e irritabilidad.

Por lo tanto, el mal dormir en los niños afecta directamente en el desarrollo normal de todos estos aspectos. Es por esta razón que se deben respetar las horas de sueño y mantener una rutina que prepare al niño para dormir, que permita que baje el ritmo de su organismo tranquilizándolo e incentivando rasgos y características que lo estimulan a conciliar un buen dormir lo que conlleva a una función reguladora y reparadora en el organismo del infante.

La Psicóloga Educacional Infanto Juvenil Marcia Letelier recalca la importancia de que los niños duerman el número de horas que necesitan para que sea un sueño reparador y que además, duerman bien. Por lo que entrega algunos datos a seguir a la hora de planificar la rutina que formará un buen hábito de sueño:

Johnson’s Baby

· Lo primero es preparar el espacio físico para que sea óptimo para el descanso. Una cuna o cama cómodas, una iluminación adecuada (es importante disminuir la luz cuando ya llegue la hora de dormir)

· Ropa cómoda, procurando poner pijama. El sólo poner el pijama ya marca en el niño el inicio de la rutina y por lo tanto le indica que ya es hora de dormir. Ayuda más aún si previo al pijama hay un baño. Si hay una salida en la que lo más probable es que el niño llegue durmiendo, hay que tratar de llevar su pijama y cambiarlo antes de volver a casa.

· Procurar disponer un espacio sin ruidos, ni mayores distractores. Sin acceso a juegos por ejemplo.

· Establecer rutinas para los paseos, el baño, alimentación etc. previas al dormir.

· El mejor horario para conciliar el sueño es entre 20:00 y 21:30 hrs.

· Procurar que duerma en el mismo lugar donde se va a despertar por la mañana.

· Si es necesario, ofrecerle un objeto transicional (peluche, tuto, frazada) para que lo acompañe al quedarse solo.

Johnson’s Baby

Una buena rutina a realizar con tus niños es darles un baño y masajearlos antes de dormir. Esto los relaja e induce el sueño. Existen en el mercado productos diseñados para esto, como la línea “Dulces Sueños” de Johnson’s Baby, que está diseñada específicamente para ayudar al buen dormir, dado que cuenta con ingredientes de manzanilla y lavanda, reconocidos por sus propiedades relajantes, reconfortantes y suavizantes, podremos lograr exitosamente guiarlos hacia el descanso.

“En general el buen dormir genera en los niños conductas más positivas, optimistas, alegría, disposición y actitud positiva hacia tareas y actividad reguladas; puesto que hay un mejor manejo de los ritmos cerebrales. Por el contrario, las alteraciones del sueño, el dormir poco y mal, puede generar en los niños aumento de estrés, inquietud, irritabilidad, hiperactividad y trastornos de la atención” Asegura la Psicóloga Educacional Infanto Juvenil, Marcia Letelier.